Beijing. – Las obras de construcción de ferrocarriles de alta velocidad de China comenzaron a utilizar cascos de seguridad inteligentes para mejorar la seguridad y la eficiencia, informó el Diario de Ciencia y Tecnología.

El casco inteligente, empleado en algunas obras en la provincia central de Hubei, fue desarrollado por el Grupo del Buró de Electrificación de Wuhan y está equipado con una cámara de alta definición, una antena de telecomunicaciones y un chip de control.

Además de proteger la cabeza, el casco sirve como terminal para distribuir la información por los recintos y se ha integrado en un sistema de gestión de seguridad basado en la tecnología del Internet de las cosas.

El casco también puede grabar videos sobre las labores de construcción y hacer sonar alarmas de seguridad. La información será recopilada por el sistema de gestión de seguridad y estará disponible en una aplicación de teléfonos móviles.

El aparato es útil en muchas situaciones, tales como la construcción de líneas eléctricas y proyectos de minería, y será actualizado en el futuro para las obras de construcción inteligentes, según el periódico.