Además se necesitan varios meses para realizar la planeación presupuestal y la ejecución

Marco Antonio Mayorga Pérez, presidente de la Comisión de Seguridad Industrial de la Unión Industrial del Estado de México (UNIDEM), informó que el sistema de alertas tempranas y emergencias significará inversiones desde 70 mil y hasta más de dos millones de pesos.

Los particulares ahora deberán contar con equipos de aviso que reciban la señal de la Alerta Sísmica Mexicana; sin embargo en la ley no se define qué características deben contar o cómo medir su efectividad, mantenimiento y funcionamiento.

Mayorga Pérez mencionó que se necesitan varios meses para realizar la planeación presupuestal y la ejecución. Recordó que la Gaceta de Gobierno del 12 de junio de 2019 publicó el decreto aprobado por la Legislatura sobre el alertamiento temprano.

El presidente de la Comisión de Seguridad Industrial de la agrupación, indicó que la nueva normatividad establece que las industrias, establecimientos mercantiles o de servicios con concentración masiva de personas y todos aquellos generadores de mediano y alto riesgo, deberán instalar un equipo de alertamiento temprano que reciba la señal oficial de la Alerta Sísmica Mexicana.

Refirió que a partir del 13 de junio, cuando entró la medida en vigor, se concedió para su cumplimiento un plazo de 90 días naturales, que concluyeron el 10 de septiembre; sin embargo la UNIDEM consideró que es prematuro que pudieran iniciar sanciones pues las empresas no habían presupuestado estos gastos y no se dio difusión a esta medida.

“Será de un gran beneficio si se realiza de forma adecuada y realmente se enfoque a proteger la seguridad para todos los proveedores, clientes, trabajadores, visitantes de empresas y de casas habitación vecinas”, apuntó.

Mayorga alertó que los equipos profesionales en el mercado van desde los 70 mil pesos para espacios pequeños de oficinas y hasta dos millones de pesos para grandes industrias, lo que significa que las empresas tienen que presupuestar con anticipación y de forma paulatina la instalación de estos sistemas de seguridad sin afectar la operación.

Detalló que han detectado un mercado negro en internet donde se venden dispositivos de alertas de mil a cinco mil pesos y que no garantizan su operatividad.

El presidente de la Comisión de Seguridad Industrial de UNIDEM llamó a los industriales a ser responsables y actuar con seriedad en la instalación de los sistemas, para que sean equipos profesionales y efectivos, pues de ello depende la seguridad de los empleados ante incidentes tales como sismos, fugas químicas o incendios.

“Seamos serios y no busquemos cómo hacer la mínima inversión, hagamos un gasto estudiado, analizado y funcional para contar con este tipo de sistemas, todo es para salvar vidas y ninguna tiene precio, es algo que no pueda o deba hacerse al aventón, será una inversión estratégica en seguridad, lo estamos planteando como un objetivo prioritario para los meses próximos”, concluyó.